un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Un paseo por el Sur

un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Un paseo por el Sur es una pequeña escapada que realizamos hace unos meses nuestra pareja de viajes y nosotros, camino de la boda de unos amigos en Sevilla y donde, además, nos encontraríamos con el resto de amigos.

Llevaba tiempo queriendo subir este post de viajes pero no tenía claro como enfocarlo. Es complicado hablar de los tres puntos en los que estuvimos y no quería extenderme haciendo un post para cada uno de ellos pues no estuvimos casi nada de tiempo en ninguno así que no tenía claro que era lo que podía yo, desde mi perspectiva de un fin de semana largo, contaros sobre este viaje.

Voy a distribuirlo en tres bloques sencillos, uno por cada lugar y ¡veremos a ver si os gusta el sistema!

un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Sobre estas líneas tenéis mi primer timeline, me costó mucho hacerlo porque fue el primero pero ahora que tengo la plantilla y un poco la técnica tengo pensados haceros unas cosas preciosas para los próximos post de viajes en los que vayamos a más de una ubicación además de una sorpresa para una serie larga pendiente sobre USA.

En él podéis ver el desglose del viaje, salimos de Gijón el día 11 de Octubre, en coche, rumbo a dormir en Salamanca, estuvimos allí una noche y a la mañana siguiente temprano nos fuimos rumbo a Jerez, he de decir que por el camino teníamos que ir, desde Asturias, parando cada poco en diversas ubicaciones ya preestablecidas donde dejar unas pistas para que el mongui de el colega que se nos casaba luego tuviera que ir pasando por lo sitios, juntándolas y así averiguar el numero de cuenta donde habíamos depositado los más de 20 amigos que íbamos a la boda, el dinero de la misma. JOJOJO.

En Jerez estuvimos una noche y un día y medio en total, por la tarde del día 13 nos fuimos rumbo a Sevilla ya que la boda era el día 15 y el 14 teníamos ya una cena con todo los invitados asturianos del evento. La idea era tener un rato para descansar el 13 y poder hacer un poco de turismo mientras el resto de amigos iban llegando y enganchándonos a lo largo de esos dos días.

Salamanca

un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Tardamos en llegar a Salamanca unas 3 horas, parando a desayunar, salimos tarde y llegamos justo para dejar las maletas en el hotel, dar un pequeño paseo por la ciudad y cenar a base de tapas y cañas por algunos de los bares. El ambiente en época estudiantil es genial y los bares, baratos, destino estupendo para hacer una pequeña parada, la ciudad para mi no da para más de 1 o 2 días como mucho pero merece la pena la escapada de fin de semana.

Nos quedamos a dormir en El Parador de Salamanca, es precioso, si consigues una oferta buena no llega a 100€/noche por habitación con desayuno, las habitaciones son geniales, las camas grandes y cómodas y los desayunos no conozco un solo parador en el que no estén de infarto.

Éste es especialmente cómodo porque, aunque no está en la parte bonita de la ciudad el edificio es muy guapo y por detrás tiene una salida que si vas por ella caminando estás en el centro en menos de 15 minutos, nosotros siempre nos quedamos allí, nos encanta.

Jerez

un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Tardamos en hacer el trayecto Salamanca-Jerez unas 6 horas, se tarda menos pero entre las paradas y que comimos por el camino pues eso, unas 6 horas -ahora lo leerá maridin que nunca lee mi blog y dirá que fueron 5 y media…- un amigo nos recomendó que parásemos a comer en el restaurante Carmelo, en Santa Olalla de la Cala, por desgracia estaba cerrado por reforma, según él se comen unos huevos con patatas riquísimos, yo, en fin, huevos con patatas como en mi casa y son ambos de casa así que no me hace especial ilusión pero tenían rabo de toro que era de lo que yo tenía antojo así que me valía, por desgracia no estaba abierto y me quedé con las ganas del rabo de toro, del que a día de hoy aun tengo antojo.

Eso si, el antojo de tortilla de camarones me lo quite en cuanto llegamos a Sevilla 😉

Llegamos a Jerez con el tiempo justo para asistir a una visita con cata incluida que teníamos reservada en Tio Pepe, la bodega de Gonzalez Byass tras la catedral en Jerez, nuestra visita duraba bastante pero fue preciosa, las instalaciones son geniales, por ponerle un pero la verdad es que la guía iba a toda leche, casi no teníamos tiempo entre disfrutar, verlo todo bien y sacar alguna foto, los vinos, a ver, yo no soy fan de los generosos pero me gusta aprender y luego descubrí que para tomarse un vinito en vez de una caña un oloroso va de lujo.

Tras esto nos fuimos a cenar de tapas a un par de sitios, nada demasiado complicado ni mencionable pues íbamos un poco de aquí para allá y al día siguiente teníamos una visita por la mañana tempranito en la Real Escuela Andaluza de Arte Ecuestre.

La visita fue un sueño, sobre todo para mi que monté muchos años a caballo y sigo teniendo buenos recuerdos, todo lo que allí atesoran… y el espectáculo fue increíble, era el primero que veía en directo y me encantó, si vuelvo a Jerez, volveré a verlo aunque sea el mismo. Ojo,no es barato, cuesta la entrada al espectáculo en su precio más barato unos 21€ y aparte te tienes que sacar la visita por lo que súmale 6,5€ más mínimo.

Sevilla...y olé

un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez
un paseo por el sur, persistencia o cambio, mar vidal, viaje, viajar, escapada, andalucia, castilla león, salamanca, sevilla, jerez

Ese mismo día nos fuimos ya para Sevilla, habíamos quedado con algunos de los amigos que iban llegando para cenar y tomar algo así que elegimos cenar de tapas en la Plaza El Salvador que tiene muchos bares todos juntos y siempre hay mucho ambiente, además tomamos un par de copas, la primera en la terraza del Hotel Doña María y la segunda en el Hotel Inglaterra, tanto uno como el otro tienen la terraza en lo alto del edificio lo que se traduce en unas vistas espectaculares del centro de Sevilla, preparar la cartera pero tomaros un coctel que están buenísimos y las vistas y el rollo diferente merecen la pena.

Al día siguiente toco hacer algo de turismo, tenemos una rutilla preestablecida y como iban algunos amigos por primera vez decidimos hacerla entera, os la cuento a groso modo, tengo pendiente un post concreto sobre Sevilla pues estuvimos con mas calma en fechas de pre-feria y tocará sacarlo por esas fechas 😉

Comenzamos en la Plaza de España, de ahí fuimos al parque Maria Luisa, luego cruzamos a Triana por el puente de San Telmo y caminamos a la ribera del Guadalquivir por la calle Betis, paramos a ver la Iglesia de la Esperanza de Triana, muy típica y de paso a tomar una maceta en un bar cercano porque teníamos ya bajo el PH -una maceta es un vaso de sidra lleno de cerveza, si queréis menos pedir media maceta que es lo que equivaldría a una caña, luego seguimos camino hacia otro bar, en la Plaza del Altozano está La boca de Leon, su característica caña en taza de hojalata tiene ya reputación de sobra.

Volvemos por el puente de Triana (Isabel II) que está a su derecha y comemos en el mercado del Barranco, donde tienen un montón de puestos super bonitos y con cosas riquísimas, tienes desde una carne excelente a la piedra a mariscos.

Tras comer nos pedía el cuerpo una copa para bajar tanta delicatesen así que nos dirigimos a ver la Maestranza y a la calle Adriano al templo, el Bar Taquilla, un sitio que nos encanta y al que siempre peregrinamos cuando vamos a Sevilla. Además las tiendas de la zona son geniales para comprar los reyes 😉

Un pequeño video resumen del viaje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.