Días de fósiles y vinos: Burgos-Logroño

Introducción

Vaya, parece que esto comienza a tomar forma, ya sólo me quedan todos los viajes internacionales ¡jaja, menos Cuba, que podéis leerlo aquí! Hoy os traigo otra de esas escapadas en coche que nos gusta hacer al menos una vez al año con BabyLucía. En este caso nos fuimos, en febrero, con mi hermana, cuñado, miniyo Salomé (la hija de mi hermana) y un hermano de mi cuñado a conocer Burgos, a ver Atapuerca y posteriormente a La Rioja, a quedarnos un par de días en Logroño e ir a ver bodegas ya que el vino nos encanta. Por si os parece interesante tenéis un post sobre una cata de vinos con descargables incluidos en el blog, os dejo en enlace aquí.

Y vamos ya a meternos en harina con estos días de fósiles y vinos: Burgos-Logroño.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Unos datos básicos

No tiene sentido que os cuente que Burgos es una ciudad de Castilla y León, que está en España y que tiene una catedral que además es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO así que, al menos una o dos veces en la vida estáis obligados a ir a verla. Tampoco es necesario que os diga que por la ciudad pasa un río lo que la hace muy fría en invierno y quizá no es necesario que os diga que el Camino de Santiago, otro Patrimonio de la Humanidad, pasa por ella.

Pero lo que puede que os sea desconocido es que es un «pit stop» o «parada en boxes» perfecta si vas a ir a Atapuerca, ya que el museo está en esta ciudad y desde él salen las visitas guiadas a los Yacimientos. Eso fue lo que hicimos nosotros, en parte porque nos apetecía mucho y en parte porque llevábamos a dos niños pequeños en este viaje, una niña de 13 meses (que no, no se enteró de prácticamente nada) y otra de 10 años.

En cuanto a Logroño seguro que no es necesario que os instruya en que es la capital de La Rioja, cuna del vino español y que por tanto tiene una cantidad de turismo increible. Además seguro que sabéis que es un lugar perfecto para ir a cenar o comer a base de tapas, pinchos y vinos o cortos de cerveza, lo que igual no sabéis es que es barato, comer y dormir y que su centro realmente es bastante pequeño.

Nosotros y las 3/4 partes de los turistas que caen en esta ciudad, vamos por el vino, para ver las bodegas que se asientan a ambos lados de la ciudad, en las inmediaciones, en pueblos cercanos y en las poblaciones como Haro, además de disfrutar de los pueblos preciosos del camino, como puede ser Laguardia.

Seguro que os suena la maravillosa bodega con hotel que hizo para Marques de Riscal el señor Frank Gehry ¿verdad? pues no me preguntéis desde dónde se han sacado las fotos porque no lo sé, sólo puedo decir que las hay mejores en Google, no vayáis hasta allí sólo para hacer una foto.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Mi viaje

Como ya sabéis, porque estais leyendo este blog, viajar es una de nuestras pasiones, podría decirse que es con diferencia nuestro mayor hobby, nos encanta viajar, da igual que sea al medio del monte a hacer una ruta de montaña, como por ejemplo la que ha realizado mi herama estos días atrás a Brañagallones, o irnos a patear la ciudad de Nueva York o a descubrir Rio de Janeiro o simplemente a pasear, comer y disfrutar de los amigos en Sevilla, a nosotros nos gusta salir de casa, buscarnos la vida viajando en avión, coche, moto o caminando y nos gusta, mucho, comer.

Así que este viaje no podía comenzar de otra forma que comiendo, lo primero que hicimos unos 10 días antes de bajar fue llamar a El Capricho, un restaurante muy popular por tener la REAL mejor carne de buey de España. Es un gran y caro restaurante, comimos muchísimo y realmente cuando comes carne de buey (de verdad de buey, no de vaca vieja) te das cuenta de la diferencia. Nosotros pedimos la intermedia porque como no estamos acostumbrados, ibamos con niños y eramos un grupo más de testar que de puntuar, decidimos que la intermedia sería lo suficientemente buena (y cara) como para entender la gracia del restaurante. Pedir la de categoría extra es un poco una sobrada, si nunca has comido una buena carne de buey yo no creo que lo notes hasta ese punto y su precio es desorbitado en mi opinión. (Ojo, si cuentas lo que se tarda en tener el animal ideal para esta carne entiendes su precio pero de ahí a pagarlo ya es cuestion de paladares y carteras muy refinadas).

Aquí arriba tenéis a maridin y a mi misma haciendo el chorras con la pieza que compartimos entre 5 adultos y 2 niños, era un animal de 7 años y la chuleta de 4 kg. Creo que para delante pedimos un carpacho y una cecina, todo de escándalo.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Para ir a Atapuerca hay que pedir las entradas con antelación, podéis hacer la reserva con los pasos que os dicen en su página web. La entrada incluye desde el bus hasta la entra a yacimientos y la entrada al Carex, la parte última donde coméis y la más guay porque vas viendo piedras, asentamientos, te enseñan a hacer fuego, a hacer una flecha… es guay, vaya, cuesta 5 y 6€ a los mayores, 5€ y 4€ hasta 18 años y los bebés gratis.

Verlo todo, entre pitos y flautas te va a llevar un dia y OJO, IMPORTANTÍSIMO: Tenéis que llevar comida, unos bocadillos o pinchos o lo que os plazca pero a eso de las 13:40 llegarás al centro de interpretación y os dejarán un rato libre para comer. El problema es que allí sólo hay un espacio cerrado con mesas y sillas, baños y una máquina de café (no recuerdo si hay maquina de agua, yo la llevaba), así que o bien llevas la comida o lo vais a pasar mal porque no volverás a Burgos hasta pasadas las 16:00. Sobre todo si vas con niños o con personas como yo que cuando tengo hambre me convierto en intratable, pues mejor llevar la comida.

Eso si, la visita es genial, aprendimos muchísimo y fue super entretenida, que la cara de #miniyo no os distraiga que estaba entretenida de verdad.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Ese día, una vez en Burgos de vuelta, tienes dos opciones:

A. meterte en el museo a verlo o B. disfrutar de la ciudad.

Nosotros elegimos disfrutar de la ciudad aprovechando que aunque hacía frío el tiempo acompañaba e incluso nos tomamos algo en las terrazas que estan frente a la catedral, aprovechando para verla de día.

Además estuvimos mirando donde cenar porque ese día era carnaval e imaginábamos que estaría llenisimo. Efectivamente, cuando tras salir del hotel a eso de las 20:00 a dar un paseo antes de la cena ya nos encontramos numerosos grupos disfrazados, cabalgata y una cantidad de gente importante.

Decidimos que, como los sitios que nos gustaban y a los que habíamos llamado estaban completos para la cena, iríamos ya directamente; una suerte, gracias a esa previsión conseguimos mesa en un restaurante céntrico en el que yo, personalmente, comí cochinillo que estaba de impresión. Una pena que no recuerdo como se llamaba porque era barato y rico.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Esa tarde antes del anochecer fuimos a El Castillo, un castillo que está en la zona alta de la ciudad desde donde hay unas vistas espectaculares de La Catedral.

Al dia siguiente ya cogimos carretera y manta pues nos esperaban en la bodega Vinicola Real (200 Monges) para hacer una vista guiada y una cata de vinos amenizada con un pica pica. Esto no es habitual, la mayoría de la gente se queda a dormir en la propia bodega porque está super bonito y tiene unas vistas espectaculares, pero nosotros queríamos estar alojados en Logroño y, como tenemos amistad con la bodega, pues nos hicieron la visita.

Eso no quiere decir que no las hagan, conste, aquí os dejo los datos de la bodega por si queréis llamar.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Tras la visita nos fuimos a comer a un sitio en Logroño que nos habían recomendado y en el que había reservado el día anterior, os recomiendo que reserveis previamente porque tienen pocas mesas y están a tope. Se llama Restaurante Pan y Vino, comimos una chuleta de infarto entre otras cosas, lo sé, fue la escapada de la carne, pero buf, aun salivo pensando en toda esa carne roja, crudita y jugosa y mantequillosa…

De ahí nos fuimos para el hotel y a recorrer un poco el casco viejo de Logroño. Tanto esa noche como la siguiente cenamos de tapas, el casco viejo de Logroño tiene sobre todo una calle muy conocida, la Calle Laurel, que está llena de sitios de pinchos, es barato, hay miles y con ir a 5 cenaste.

Existe hasta una aplicación para ir viendo la especialidad del sitio y dónde concretamente está situado, para poder ir un poco a tiro fijo a lo que te apetece comer. De todas formas sino podéis ir mirando el mapa en su página web.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Al día siguiente nuestros pasos nos llevaron a Bodegas Roda, he de decir que intentamos ir a Bodegas Rioja Alta pero no pudimos porque no aceptan niños menores de 9 años… ya véis que panorama… yo, os recomiendo desde aquí que no vayáis ni aunque podáis, porque vaya tela.

Nosotros fuimos a Bodegas Roda y la verdad que fue un acierto, habíamos probado en otras pero estaban completas para ese día y ésta, que no la conocíamos nos la recomendó Miguel de 200 monges, una suerte, nos encantó, la bodega es preciosa y la chica que te guía un cielo. La visita con cata de vinos y aceites cuesta 15€ por persona. No recuerdo si Salomé (miniyo) pagó algo pero babyLucía fijo que no. Además la cosa de que catas aceite está muy bien porque eso sí que lo pudo hacer #miniyo y así los niños se sienten más integrados en el grupo.

No obstante no es un viaje que yo recomiende hacer con niños, lo de llevarlos contigo a todos sitios… bueno, en eso hay muchas opiniones, yo creo que hay viajes que deberías hacer con tu pareja si es que quieres y otros en los que puedes llevar a tu familia. Un viaje a comer carne, beber vinos e ir de tapas… pues Salo sólo decía

-«¡otra bodega más, estoy harta de ver vinos!» normal, por otro lado. Eso si, la parte de Atapuerca la disfrutó.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Tras la bodega comimos en Haro y aprovechamos para ver el pueblo y los viñedos de camino, posteriormente nos desplazamos a ver Marques de Riscal, aunque sólo por fuera, porque queríamos ver el edificio. Ahí es lo que os contaba al principio de este viaje, el edificio es una maravilla, un monstruo ahí plantado que no desentona nada y que es precioso además pero yo no sé, sinceramente, desde dónde sacaron las fotos que encuentras por internet porque desde el pueblo no ves casi nada, desde arriba sólo ves la parte de atrás que no se ve nada y desde enfrente… es que no supimos muy bien como llegar a verlo defrente y era ya tarde así que tampoco estuvimos dando vueltas por la carretera una hora.

Luego a cenar de tapas a Logroño con una parada en el hotel para que babylucia descansase y miniyo hiciera los deberes.

Al día siguiente ya nos vinimos para Asturias, paramos, no obstante a ver Laguardia, un pueblo precioso. Una pena que hacía un viento infernal y un frío tremendo, lo pasamos mal con el viento y se puso a diluviar, que no ayudó nada. A este pueblo en verano volvería «a secar» unos días, es de cuento, me gustó muchísimo.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje

Ranking

A Burgos le doy un 5, un ni frío ni calor la verdad, y a Logroño le doy un 6,5 por un par de razones:

  1. Comer de pinchos está muy bien y es muy barato.
  2. Hay muchísimas bodegas que ver en las inmediaciones, eso si, Logroño como tal tiene poquito que ver y pasear… bueno, mejor vete a ver bodegas.

Sinceramente, era mi segunda vez en Burgos y, aunqnue es una ciudad bonita, no creo que vayan a llevarme mis pasos más veces por allí, no me disgusta pero tampoco es una ciudad a la que volvería.

Sin embargo a Logroño seguro que voy a volver, eso sí, con una buena agenda mucho más apretada, de visita a bodegas.

vamos-de-viaje-con-p-o-c-dias-de-fosiles-y-vinos-burgos-logroño, persistencia o cambio, mar vidal, viajar, viajar con niños, niños, gastronomia, gastroviaje
[dt_quote]Quién dijo que las tapas de Logroño fueran pequeñas? mirar como disfrutamos babyLucia y yo de una tosta con jamón ;)[/dt_quote]

2 comentarios en “Días de fósiles y vinos: Burgos-Logroño”

    1. Muchas gracias hermanita, ya sabes que a mi los post de viajes, como no acabo de encontrar la forma de contarlo como a mi me gustaría, me cuestan bastante así que es un gran ánimo que te guste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.